jueves, 22 de octubre de 2009

TAN CHIQUITO Y TAN GRANDE............

Tengo un compañero incondicional… es espejo, eco, reflejo y motor de reflexión. Me ha enseñado, entre tantas cosas, a conocer mi capacidad de amar y de temer. Su aparición en mi vida, marca un antes y un después, e inevitablemente desde ese momento, las cosas tienen otro color.

Dueño de miradas sostenidas e inigualables, de caricias oportunas, de palabras sorprendentes y de gestos cálidos. Encanto, miel y sabiduría pura. Inocencia incorruptible, frases contundentes, correctos pedidos. Pensamientos simples, llenos de esperanza. Sus ojos le dan al mundo un sentido diferente, lleno de luz y de vida. El barrio es un lugar de encuentros, la calle una cancha de fútbol y la pelota el mejor nexo. No existe el tiempo perdido, la lluvia no lo detiene, el barro le apasiona y dentro de veinte años, el olor al pasto mojado será el mejor vehículo hacia los recuerdos. Grandeza, magia, oportunidades únicas que se aprovechan sin temor a nada. El fracaso no tiene nombre, el miedo se va con un abrazo y el llanto dura un suspiro. Los golpes son en las rodillas, los dolores se calman si los cubro con mis manos, y el vaso está siempre lleno, no importa desde donde se lo mire. Los enojos se olvidan rápido, hoy es otro día y el mañana llega después, cuando tiene que llegar. La vida es vida hoy… ¿Para qué anticiparse? Se emociona con pequeñas cosas, la espontaneidad es una virtud y la transparencia es un principio. Las promesas son promesas y si no se cumplen, agarrate Catalina. Siempre al pie del cañón, si me ve triste, seguro sale con alguna ocurrencia que me levanta el ánimo.

Me hace reír, me hace enojar; le enseño, me enseña; a veces me equivoco, otras veces no; me cuestiono, me cuestiona; me da las buenas noches, le doy el beso para que sueñe con los angelitos; me acompaña a dónde sea, yo debería hacer lo mismo…. Es dura la tarea, un trabajo constante, diario, de pensamiento y acción, pero es lo más grande que me pasó en la vida… y de a poco se ha convertido en mi mejor maestro, en un guía excelente…

Tan chiquitito y tan grande… parece cosa de cuentos.

El 22 de noviembre es nuestro aniversario: él cumple 9 años de vida y yo, 9 años de ser mamá……….


Para el Fran.....


8 comentarios:

rodri2 dijo...

sin palabras julia muy bueno

Julia dijo...

Que lindo post. Estas a un mes del aniversario. Felicitaciones =D

Besos en la Plaza dijo...

BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA
BABABABABABABABABABABABA

Y MÁS BABA...

FELICITACIONES, FELIZ ANIVERSARIO CUANDO LES LLEGUE!!!

Julia Scarone dijo...

Rodri2:

Muchas gracias!!!!!Abrazos!!


Julia:

Tocaya... Gracias!!! Estamos a un mes, si... a festejar de lo lindo.... Besos!!!

Belp:

Obvio... te queda alguna duda???? Jajajajajajaja....

laura dijo...

ayy...marita!!!! que hermoso!!! y tu tía lagrimeó.....tantas cosas en las que coincidimos las mamás....y por más que las contemos si no sos mamá no las sentís.........nadie se tiene que privar de éste placer por más que a veces no es fácil...es lo mejor de la vida!!! y con respecto a la comunicación......bárbaro también....pero no sé si es la edad, o un momento particular pero ya no es fácil hablar, no es fácil ser escuchado...por ahi sentis que no tenés a quien recurrir...que feo!!como verás tu tía tiene un día bajón!!! ya va a pasar.....ya lo volveremos a tomar con "soda"...pero hoy todavía no pasó el sodero...jajaj

Julia Scarone dijo...

Tíiiiiiii:

Es verdad que uno puede explicar el oficio de ser mamá, pero cada experiencia es única y hasta que no la vivís, no alcanzas a saber su real dimensión...

En cuanto a lo otro: Ya pasó el sodero???? Jajajajajaja.. Espero que si.... te quiero mucho!!!!!!!!!!

AGUSTIN dijo...

solo los que somos padres, podemos entender eso de las miradas únicas, las caricias oportunas.
Muy bueno lo suyo!

Julia Scarone dijo...

Agustín:

Me alegra que le haya gustado el post... y es verdad lo que decís, el valor de ese tipo de cosa, cobra real dimensión cuando experimentamos el oficio de ser padres... Saludos!!!
Gracias por pasar!!